Cómo eliminar y prevenir el Mildiu velloso en las plantas

El mildiu velloso es la pesadilla de los jardineros, el terror de los tomates y otras plantas solanáceas. El agente responsable es un hongo parásito que ataca todos los órganos de la planta: hojas, tallos, frutos y tubérculos. Si las condiciones son favorables, su progreso es muy rápido y su daño puede ser terrible. En este artículo aprenderemos cómo prevenir y eliminar el Mildiu Velloso con métodos orgánicos y naturales, también veremos cómo evitar este hongo tan dañino llamado Mildiu Velloso.

Como saber si la planta está infectada de mildiu velloso

Aparecen manchas en las hojas y son idénticas en los tomates y las patatas: marrones, aceitosas e irregulares, se extienden muy rápidamente en climas templados y húmedos. En una etapa más avanzada, también aparecen en los tallos. Los tejidos afectados se tornan de color marrón oscuro y se secan.

Si el ataque no se detiene, continúa en el fruto con manchas de color verde pardusco a amarillo jaspeado a amarillo pardusco, en los tomates por ejemplo aparecen manchas rugosas superficiales de color pardo y gris, que luego se profundizan y causan podredumbre.

Los hongos del mildiú velloso están formados por filamentos que se desarrollan dentro de los tejidos de las plantas enviando ventosas dentro de las células. Los órganos reproductores emergen en gran número por la parte inferior de las hojas formando un fieltro blanco que permite que las esporas escapen.

La progresión de la enfermedad puede ser muy rápida, cuando las condiciones son favorables. Para su aparición, el ataque del mildiú velloso requiere fuertes lluvias o rocío seguido de aire nublado y húmedo, con temperaturas superiores a 16°C.

Los períodos secos con temperaturas superiores a 30°C reducen la enfermedad. Las cepas del hongo están en constante evolución y se han vuelto muy virulentas y resistentes a muchos tratamientos.

Prevención del mildiu velloso

La medida preventiva más eficaz es proteger las plantas -o parte de ellas- bajo un invernadero o un refugio, siendo la lluvia el principal modo de propagación debemos evitar que la planta esté siempre mojada.

Esto es si vivimos en una zona de mucha humedad, para los lugares con clima más seco no es necesario un refugio, basta con no mojar todo el follaje cuando regamos, solo hay que regar en el pie de la planta y a los primeros síntomas visibles de la enfermedad hay que reducir el riego.

Seleccione plantas sanas y vigorosas para sembrar en el huerto, evite lugares húmedos y use fertilizantes ricos en nitrógeno, rote las plantas solanáceas durante al menos tres años, no plante siempre la misma planta en el mismo lugar y no las plante demasiado juntas una de otras, de esta manera se permite la circulación de aire y evitaremos la proliferación de este hongo y otras enfermedades.

Además de la rotación de cultivos mencionada recién, lo ideal para prevenir plagas y enfermedades en la huerta es sembrar diferentes especies en un mismo espacio, por ejemplo con los tomates puede sembrar ajo y albahaca, o con las calabazas puede sembrar maíz, legumbres y pimientos. La biodiversidad es muy importante para una huerta orgánica.

Un producto natural para prevenir hongos y plagas es el purín de ortiga, haga éste preparado y riegue a los pies de las plantas una vez cada 15 días más o menos, además de evitar ataques alimentará la planta aportando nutrientes esenciales.

Medios de control del mildiu velloso

Cobre:

Al principio del ataque: el cobre en sus diferentes formas – una de ellas es la mezcla bordelesa, oxicloruro (poco fitotóxico pero menos resistente a la lixiviación) o hidróxido de cobre (acción de choque, poco resistente a la lixiviación) – sigue siendo hasta hoy el tratamiento más eficaz autorizado en la agricultura ecológica con diferencia. Pero acaba siendo tóxico para las plantas y, sobre todo, para los muy útiles hongos microscópicos del suelo. Aplicar sólo en cuanto se vean las primeras manchas y cuando el tiempo sea favorable al moho.

Cola de caballo:

Pruebe también la decocción de cola de caballo de los cultivos, para ello prepare una mezcla con 500 g de cola de caballo para 10 litros de agua y hierva durante unos minutos, déjela reposar y enfriar, para usarla diluya con agua en relación 1/5, una parte del preparado por cada cinco de agua.

Esto es eficaz para prevenir pero también para detener el inicio de un ataque. Cortar (con tijeras de podar, para evitar lesiones innecesarias) las hojas bajas que son las primeras en ser afectadas y ponerlas en el compost.

También puede ser de interés leer: 8 tipos de fertilizantes orgánicos para la huerta

Extracto de compost:

Otra manera es usando extractos acuosos de compost (compost maduro mezclado con tres a diez veces su volumen de agua, filtrado después de seis a nueve días y pulverizado de inmediato) estimulan la microfauna presente de forma natural en las plantas por medio de aportaciones masivas de microorganismos.

Junto con los estimuladores de las defensas naturales de las plantas, este es uno de los caminos más prometedores. Pero su eficacia está aún lejos de la del cobre. Y no hay ningún tratamiento curativo disponible.

Comparte en las redes:

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Una idea sobre “Cómo eliminar y prevenir el Mildiu velloso en las plantas”