Cómo propagar, cultivar Cactus Alfileres de Eva y sus cuidados

Austrocylindropuntia subulata, también conocida como Alfileres de Eva, es un cactus columnar nativo de América del Sur. Es un cactus de crecimiento rápido que puede crecer hasta 3 metros de altura. Si estás interesado en cultivar esta especie en tu jardín o en maceta, aquí te enseñaremos todo lo que necesitas saber para propagar, cultivar Alfileres de Eva y sus cuidados.

cultivar Cactus Alfileres de Eva

Datos básicos

Nombre botánico: Austrocylindropuntia subulata

Nombres comunes: Alfileres de Eva, Cactus Alfileres de Eva, Cactus lápiz o cactus bolígrafo

Floración: En primavera y verano produce flores pequeñas de color amarillo pálido o crema.

Luz: Prefiere luz solar directa durante varias horas al día. Si se cultiva en interiores, debe colocarse en un lugar donde reciba la mayor cantidad de luz posible.

Tipo de suelo: Suelo poroso y bien drenado, como mezcla de cactus o suelo de jardín con arena gruesa.

Riego: Regar moderadamente en primavera y verano, y reducir el riego en otoño e invierno.

Cómo propagar Cactus Alfileres de Eva

propagar Cactus Alfileres de Eva

El Cactus Alfileres de Eva se propaga mediante esquejes en cualquier época del año, siempre y cuando la temperatura del lugar no sea inferior de 15 a 20 grados C en promedio. Para hacerlo, es importante esperar a que los brotes laterales alcancen una longitud de unos 10 a 15 cm.

Luego, corta con cuidado el brote lateral con una herramienta limpia y afilada. Deja el esqueje en un lugar fresco y seco durante unos días para que se cure y se seque un poco.

Una vez que se ha curado, coloca el esqueje en una maceta con suelo bien drenado y espera a que enraíce.

Puedes ayudar al proceso de enraizamiento al aplicar una hormona de enraizamiento en el extremo cortado del esqueje antes de plantarlo.

Mantén la tierra ligeramente húmeda y coloca la maceta en un lugar con luz brillante pero protegida del sol directo hasta que el esqueje se haya enraizado y comience a crecer.

Una vez que veas que los esquejes comienzan a crecer y producir brotes puedes realizar el trasplante a su maceta definitiva. Aunque es aconsejable realizar los esquejes en macetas individuales para no tener que trasplantarlos.

Cómo cultivar Cactus Alfileres de Eva

cultivar Cactus Alfileres de Eva

Lugar de cultivo

El Cactus Alfileres de Eva es una planta de exterior que se desarrolla mejor en climas cálidos y secos.

Se puede cultivar en jardines, terrazas o balcones, siempre y cuando tenga suficiente exposición al sol directo y un suelo bien drenado.

También se puede cultivar en macetas para mantenerla en interiores durante los meses más fríos, en este caso busca un lugar donde reciba la mayor cantidad de luz solar posible.

Tipo de suelo

Aunque el Cactus Alfileres de Eva es resistente a la sequía, requiere un suelo bien drenado para evitar el encharcamiento. Es importante asegurarse de que la maceta tenga agujeros de drenaje y añadir arena o piedras al sustrato para mejorar la circulación de agua.

Se recomienda usar una mezcla de tierra de jardín, arena y perlita en partes iguales. O un sustrato de cactus bien drenado, o una mezcla de arena y tierra con una proporción de 2:1.

Tipo de maceta

Si planeas cultivar cactus Alfileres de Eva en una maceta, asegúrate de que tenga suficiente espacio para el crecimiento de la planta.

Puede cultivarse en cualquier tipo de maceta pero es recomendable utilizar macetas de barro por su porosidad y capacidad de drenaje. Asegúrate de que la maceta tenga orificios de drenaje para evitar la acumulación de agua en la base.

Luz

cultivar Cactus Alfileres de Eva

Necesita mucho sol para prosperar. Asegúrate de colocarlo en un lugar donde reciba luz directa durante varias horas al día.

Sin embargo, si vives en una región con un sol muy intenso, es posible que debas proporcionar un poco de sombra parcial durante las horas más calurosas del día.

Si se cultiva en interiores, se recomienda colocar la planta cerca de una ventana con luz solar directa.

Temperatura

Prefiere temperaturas cálidas y tolera bien el calor, pero es importante evitar temperaturas extremas. Las temperaturas ideales para esta planta están en el rango de 18 a 30 grados Celsius durante el día.

En invierno, puede soportar temperaturas más bajas, pero no debe ser expuesta a heladas o temperaturas por debajo de los 5 grados Celsius durante largos períodos de tiempo.

Es importante proteger la planta del frío y las heladas durante los meses más fríos si se cultiva al aire libre en regiones con clima frío.

Riego

Es una planta que no requiere mucha agua. Es recomendable regarlo una vez cada 2 o 3 semanas en verano, y cada 4 o 6 semanas en invierno.

Es importante dejar que la tierra se seque completamente entre riegos para evitar la pudrición de las raíces.

Como la mayoría de los cactus, el Cactus Alfileres de Eva es susceptible a la pudrición de las raíces si se riega demasiado.

Es mejor regar moderadamente y permitir que el suelo se seque completamente antes de volver a regar, lo que puede ser cada dos o tres semanas en invierno y una vez por semana en verano.

Cuidados del Cactus Alfileres de Eva

cultivar Cactus Alfileres de Eva

Poda

La poda es importante para mantener la forma y la salud del Cactus Alfileres de Eva. Si alguna parte del cactus se ha dañado o está enferma, es importante cortar esa parte para evitar que la enfermedad se propague.

El Cactus Alfileres de Eva no requiere una poda regular, pero es recomendable retirar las ramas secas o dañadas. Es importante usar guantes para evitar las espinas del cactus.

Plagas y enfermedades

El Cactus Alfileres de Eva es resistente a las plagas y enfermedades, pero es importante revisar regularmente la planta en busca de signos de cochinillas, ácaros o pudrición de las raíces.

Es susceptible a la cochinilla, una plaga que se alimenta de la savia del cactus y puede debilitarlo. También puede ser susceptible a enfermedades fúngicas si se riega demasiado o el suelo está demasiado húmedo.

Asegúrate de revisar periódicamente la planta en busca de signos de plagas o enfermedades y actúa en consecuencia. Si se encuentra alguna plaga o enfermedad, se deben tomar medidas para tratarla lo antes posible.

En resumen, cultivar Alfileres de Eva es fácil siempre y cuando se sigan las recomendaciones de cuidado adecuadas.

Con la mezcla de suelo correcta, una maceta adecuada, exposición adecuada a la luz, riego moderado, poda regular y revisión periódica para detectar plagas y enfermedades, podrás disfrutar de esta hermosa planta en tu hogar o jardín durante muchos años.

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *