Cómo propagar, cultivar Gazania y sus cuidados

Cuando uno es un apasionado de las flores, su familia de plantas siempre estará dispuesta a acoger a otro miembro irresistible. Lo cierto es que la Gazania es un elemento imprescindible en el jardín de cualquier coleccionista. Mucha gente la aprecia no sólo por su encantador aspecto, sino también por su estilo desenfadado. Aprende a propagar, cultivar Gazania y sus cuidados.

cultivar gazania

Datos básicos sobre la Gazania

Las plantas de gazania pertenecen a la amplia y conocida familia de las asteráceas. Comparten esta familia con las margaritas, los girasoles y los ásteres.

Son plantas tiernas y perennes de clima cálido que pueden alcanzar de 15 a 25 cm de altura y hasta 25 cm de ancho. En las zonas más frías, los jardineros suelen cultivar estas plantas como anuales.

Hay dos tipos principales de flores de gazania: las que se arrastran y las que se agrupan. Aunque ambos tipos crecen con el mismo tamaño, las gazanias de rastrojo se extienden más rápidamente por medio de tallos delgados y colgantes.

En condiciones cálidas, las plantas de Gazania florecen esporádicamente desde finales de la primavera hasta principios del verano. En las regiones con inviernos suaves, producen flores de forma intermitente en el resto de las estaciones.

Donde cultivar Gazania

cultivar gazania

En lo que respecta a la iluminación, las plantas de gazania crecen bien en lugares donde puedan recibir mucha luz solar a diario.

En general, crecen mejor como plantas perennes en climas cálidos y secos. Estas plantas prefieren las zonas con temperaturas de medias a cálidas durante todo el año. En regiones con temperaturas más frías, mostrarán buenos resultados si las cultiva como plantas anuales.

En cuanto al suelo, tanto en el exterior como en el interior, la gazania se adapta bien a una amplia gama de suelos y condiciones de cultivo. Sin embargo, suelen rendir mejor en suelos arenosos que tengan un excelente drenaje.

Si quieres cultivar gazania en maceta, plántala en un recipiente que tenga agujeros de drenaje en el fondo y de un tamaño de unos 10 litros más o menos.

Las plantas de gazania se adaptan muy bien a la hora de pasar el invierno Soportan una temperatura de unos 5 C bajo cero. Pero si vives en una región con climas más fríos, puedes trasplantarlas en macetas y llevarlas al interior hasta la próxima primavera. A finales de otoño, desentierra las plantas en flor y plántalas en macetas llenas de tierra fresca.

Sus flores, sin embargo, no durarán demasiado tiempo en el interior. Debes mantenerlas en una ventana soleada y regarlas cuando la capa superior de la tierra parezca estar seca.

Cómo propagar Gazania

Cultivar gazania a partir de semillas

sembrar cultivar gazania

Planta las semillas de gazania en el interior a mediados o finales de la primavera, después de que el suelo se haya calentado, unas 10 semanas antes de la última helada en tu zona.

Coloca dos o tres semillas por maceta para asegurar el éxito, entiérralas a no más de 1 cm de profundidad, cúbrelas con tierra y riega con un pulverizador para no mover a las semillas de su lugar.

Deja la maceta al sol y procura regar un poco todos los días, una vez que comiencen a brotar, puedes reducir el riego. Cuando la planta alcance los 5 cm de altura, puedes trasplantarla a su lugar definitivo.

También puedes esparcir las semillas directamente en tu jardín cuando haya pasado el peligro de las heladas.

Propagar a través de esquejes (tallos)

propagar gazania

Puedes propagar fácilmente una gazania a través de esquejes (tallos), sin importar la experiencia que tengas en el mundo de la jardinería.

En otoño o primavera, asegúrate de tomar algunos esquejes de la zona en la que aparece el nuevo crecimiento. Cada esqueje debe contener de tres a cinco brotes para crecer adecuadamente y medir unos 5 cm.

Quita las hojas de la parte inferior y haz un corte trasversal en la base del tallo, esto ayuda a que las raíces puedan crecer.

Una vez que tengas tus esquejes, plántalos en recipientes llenos de tierra adecuada para macetas a 1 cm de profundidad y riega con bastante agua. Coloca uno por maceta para que luego sea más fácil el trasplante.

Mantén los esquejes de Gazania en el interior en un lugar con luz brillante. Además, proporciónales agua siempre que la tierra se sienta seca al tacto. Con los cuidados adecuados, los esquejes desarrollarán un sistema radicular sano en un tiempo relativamente corto.

Cuando haya pasado el último peligro de heladas, podrás trasplantar las pequeñas gazanias al jardín o a sus propias macetas.

Cuidados de la Gazania

cultivar gazania cuidados

Abono

En su hábitat natural, crecen en suelos de baja fertilidad. Estas plantas son muy independientes por naturaleza. No necesitan aplicaciones de abono ni fertilización suplementaria para prosperar, así que puedes olvidarte de los fertilizantes para siempre.

Riego

Debido a su follaje coriáceo y semisuculento, las plantas de Gazania son bastante tolerantes a la sequía durante largos períodos. Estas plantas son estupendas para cualquier tipo de amante de las plantas, especialmente para los principiantes o los que tienen una mente olvidadiza.

Ten en cuenta que siempre es mejor regar poco estas bellezas que proporcionarles más agua de la necesaria. El exceso de riego puede provocar la putrefacción de las raíces y también aumentará las posibilidades de que aparezcan enfermedades fúngicas.

Para evitar esta situación, asegúrate de comprobar siempre la tierra entre los riegos. Cuando el medio de cultivo se haya secado por completo, es el momento perfecto para mimar a tus plantas de Gazania con un profundo remojo.

Plagas y enfermedades

En cuanto a las plagas y enfermedades, las plantas de gazania no suelen tener problemas en condiciones adecuadas. Sin embargo, si pasa el invierno de estas flores en el interior, debes inspeccionarlas regularmente en busca de intrusos como pulgones y cochinillas.

Las cochinillas se alimentan de las hojas de las plantas de Gazania y suelen ser fáciles de detectar. Si observas alguna presencia sospechosa en tus plantas, recoge los intrusos de inmediato para evitar cualquier propagación futura. También puedes eliminar las partes infectadas de tus queridas flores y aplicar aceite de neem en el follaje.

Los pulgones chupadores de savia aparecen en colonias y son muy fáciles de distinguir por su color entre amarillo y naranja. En caso de infestación, rocía o limpia las hojas de tus plantas con una mezcla de agua y jabón para platos. Para casos graves, asegúrate de aplicar insecticidas o pesticidas ecológicos adecuados.

En conclusión

A diferencia de otras especies de plantas con flor, las gazanias no tienen grandes exigencias para sus propietarios. Siempre que satisfagas sus necesidades básicas, estas flores estarán a tu lado durante mucho tiempo, especialmente en climas cálidos.

Además de mucho amor, las plantas de gazania prosperan con mucha luz solar, temperaturas cálidas, suelos con buen drenaje y poco riego.

También puede ser de interés leer: Métodos para propagar Violeta Africana a partir de una hoja.

Y si vives en una región con climas más fríos, ¡no te preocupes! Puedes cultivar gazania como planta anual o propagarlas fácilmente para disfrutar de sus singulares flores al año siguiente.

Compártelo en las redes:

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

error: