Cómo propagar Laurel mediante esquejes (tallos) y sus cuidados

Propagar Laurel (Laurus nobilis) requiere tiempo y paciencia. El lado positivo es que probablemente tendrás más suerte si enraízas los esquejes que si intentas cultivar el laurel a partir de las semillas. En esta guía veremos cómo propagar Laurel mediante esquejes y sus cuidados.

propagar laurel

Cuándo cortar esquejes de Laurel

Para empezar, deberás tomar los esquejes a mediados o finales del verano.

Debes seleccionar ramas semiduras, con madera todavía verde y flexible. Evita las ramas leñosas o los tallos nuevos y delgados.

Puede que tengas suerte y tu primer intento sea exitoso, pero te recomiendo que cojas muchas más de las que crees que vas a necesitar para mejorar tus posibilidades de éxito.

Si tienes espacio, coge una docena y espera que un par sobrevivan.

Preparación de los esquejes

propagar laurel esquejes

En primer lugar, elige una planta sana y madura para propagar, que no muestre signos evidentes de enfermedad o infestación de plagas.

Lo ideal es un tallo de brote lateral de unos 15 centímetros de longitud. Debe ser al menos tan grueso como el cable de carga de un teléfono.

Aunque se puede cortar el tallo completamente en ángulo, creo que los esquejes de talón suelen tener más éxito.

¿Qué es un corte de talón? Es cuando se deja una pequeña cola de corteza de la planta principal unida a la longitud del tallo, en lugar de cortarla por completo.

propagar laurel esquejes

Un esqueje de talón es mejor para propagar Laurel y plantas difíciles porque incluye más parte de la capa de cambium, donde las plantas echan raíces, y hay más auxinas presentes, una hormona que regula el crecimiento de las plantas y promueve el enraizamiento.

Para hacer un corte de talón, comienza con unas tijeras o un cuchillo que haya sido limpiado en una mezcla 1:10 de lejía y agua.

Haz un pequeño corte en la parte superior del vástago, entre un tercio y la mitad. A continuación, dobla y tira suavemente del brote hasta separarlo del brote principal.

Deberás eliminar aproximadamente medio centímetro de talón. Si es demasiado, recorta el exceso.

propagar laurel esquejes

Ahora deberías tener al menos 15 centímetros de tallo. Repite la operación según lo desees para obtener un buen número de longitudes de tallo para el enraizamiento.

Después de tomar los esquejes, plántalos de inmediato o coloca los extremos cortados en un frasco con agua para mantenerlos hidratados y minimizar la pérdida de humedad.

Antes de ponerlos en el suelo, retira todas las hojas excepto las dos o tres superiores. Puedes utilizar las hojas que has retirado inmediatamente en tu cocina, o secarlas para utilizarlas más tarde.

Si las hojas restantes son grandes, corta un tercio de la longitud de cada una.

Quitamos las hojas para reducir la cantidad de humedad que pierde la planta, lo que nos da más posibilidades de éxito.

Plantar en el suelo

propagar laurel esquejes

El mejor medio es una mezcla de tierra para macetas con perlita y fibra de coco.

Después de deshojar, sumerge el extremo de cada esqueje en una hormona de enraizamiento. Ver: enraizamiento

Para plantar los esquejes de laurel, Lo mejor es utilizar recipientes individuales, esto hará que sea más fácil el trasplante cuando hayan crecido las raíces.

Haz un agujero en la tierra e inserta el esqueje aproximadamente a la mitad del tallo. Reafirma la tierra a su alrededor para que se mantenga en posición vertical. Repite la operación con el resto de los esquejes, colocándolos en sus propios recipientes.

Empapa bien la tierra para que se sienta como una esponja bien escurrida. Es conveniente que la tierra permanezca así de húmeda mientras las nuevas plantas arraigan.

Cúbrela con un manto o un plástico transparente para ayudar a retener la humedad. Uno de los métodos más sencillos es utilizar una bolsa de plástico y unos cuantos palos largos.

Coloca los palos alrededor del borde del recipiente y baja la bolsa sobre ellos. Los palos mantendrán el plástico alejado de las plantas.

propagar laurel esquejes

Coloca los esquejes de laurel en una zona que reciba de seis a ocho horas de luz indirecta. Aunque puedes mantenerlos en el exterior, la temperatura ideal para este proceso debe ser de unos 15°C, por lo que para la mayoría de la gente, lo mejor es un lugar interior.

Reduce gradualmente el tiempo que la planta está cubierta de plástico para aclimatarla al nivel de humedad de tu zona.

Durante el primer mes, deja el plástico colocado a tiempo completo. Durante las siguientes semanas, retíralo durante una hora al día. Luego, quítalo durante unas horas más al día durante las siguientes semanas.

Al cabo de unos meses, aunque algunos hayan fracasado, al menos algunos esquejes deberían haber desarrollado nuevas raíces. Si das un suave tirón, los que han enraizado resistirán.

En ese momento, puedes retirar el plástico por completo y dejar que la parte superior de la tierra se seque entre los riegos.

Con el tiempo, las plantas empezarán a desarrollar nuevas hojas. Deja que esto ocurra de forma natural en lugar de pellizcar los nuevos brotes.

Trasplantar los esquejes de Laurel

En otoño, siempre que hayas enraizado con éxito los esquejes con nuevo crecimiento, puedes ponerlos en el suelo del jardín.

Endurezcámoslos gradualmente durante unas semanas. El primer día, pon las plantas en el exterior durante media hora en una zona protegida con luz indirecta.

Añade una hora al día siguiente, una hora más al día siguiente, y continúa hasta que estén fuera durante siete horas al día.

A continuación, pásalas a la luz solar directa durante una hora, dos horas al día siguiente, y así sucesivamente. El objetivo es que tus plantas se acostumbren a la luz solar plena antes de ponerlas en el suelo o en una nueva maceta.

Cuidados de los esquejes de Laurel

propagar laurel esquejes

No te desesperes si algunos de tus esquejes no lo consiguen. Hay muchas razones por las que no se pueden plantar.

Las plantas que no reciben suficiente humedad o que se colocan bajo la luz directa del sol tienen más probabilidades de fracasar.

Asegúrate de comprobar el nivel de humedad del suelo todos los días. También debes comprobar con frecuencia si el sol empieza a dar a tus plantas.

Puede que las hayas colocado bien al principio, pero a medida que cambien las estaciones, la posición del sol también lo hará.

Algunos esquejes que fallan pueden haber contraído la podredumbre de la raíz, que prospera en condiciones de mucha humedad. Esta enfermedad está causada por mohos acuáticos del género Phytophthora.

La mayoría de las veces, el esqueje simplemente morirá sin mostrar ningún síntoma evidente. Pero también es posible que se marchite, amarillee o sufra una falta de vigor general.

Para evitar la podredumbre de las raíces en el futuro, asegúrate de que utilizas recipientes, tierra y herramientas limpias y desinfectadas.

Además, no cojas esquejes de ninguna planta que muestre signos de enfermedad y procura no regar en exceso.

Ahora que has abordado una de las plantas más difíciles de propagar, echa un vistazo a nuestra guía sobre el cultivo del laurel para repasar cómo cuidar tus nuevas plantas: Cómo cultivar y sembrar Laurel de manera orgánica.

Compártelo en las redes:

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.