Cómo propagar una planta de Piña muy fácilmente y sus cuidados

¿Crecen las piñas a partir de su corona? Sí, puedes cultivar una planta de piña (ananas comosus) a partir de la parte superior de la fruta. Aquí se muestra cómo preparar la fruta, tomar el corte adecuado y enraizarlo para obtener una nueva planta. Veamos cómo cultivar piña facilmente sus cuidados.

propagar piña

Cómo cultivar Piña a partir de una corona

Esta es una forma muy sencilla de cultivar una nueva planta de piña a partir de una piña comprada en la tienda.

Lo ideal para comenzar a cultivar piña a partir de una corona, es hacerlo en primavera, pero si lo haces en el interior de la casa y la temperatura supera los 15 grados C puedes intentarlo durante todo el año.

1. Seleccionar una piña sana y madura.

Busca hojas sanas y de color verde vibrante (no todas grises o marrones) sin signos de enfermedades o insectos.

La madurez se indica por el color dorado, que se forma desde la base hacia arriba: cuanto más dorado, más dulce (y madura) es la piña.

Las piñas demasiado maduras son de color naranja y tienen un olor a fruta fermentada. Es seguro que una piña de marca en el supermercado estará adecuadamente madura.

2. Desmontar la parte superior

cultivar piña a partir de una corona

Retira la parte superior agarrando firmemente las hojas y retorciéndolas. La corona se desprenderá fácilmente de la base.

3. Eliminar las hojas inferiores

cultivar piña a partir de una corona

Pela varias capas de hojas de la base de la corona para que queden expuestas. Verás pequeños nudos marrones que las hojas estaban cubriendo. De estos nudos brotarán nuevas raíces.

En los climas tropicales, los jardineros caseros pueden plantar esto directamente en el suelo. Pero para el cultivo en contenedor, es mejor seguir los siguientes pasos.

4. Secar la corona

cultivar piña a partir de una corona

Secar una corona de piña para su propagación.

Coloca la corona de lado y déjela secar durante 1 o 2 días a la sombra, fuera del sol directo.

La idea es que la corona sea menos susceptible a las enfermedades. Algunos jardineros se saltan este paso y ponen la corona directamente en agua como se muestra en el paso 5.

A continuación, puedes enraizar la planta directamente en una mezcla húmeda para macetas o utilizar el método del agua que se muestra a continuación.

5. Enraizar la corona en agua

cultivar piña a partir de una corona

Coloca la corona en una jarra con agua limpia y tibia, sumergiendo en el agua sólo la zona sin hojas.

Mantén la corona alejada del sol directo durante el proceso de enraizamiento y cambia el agua cada dos días, debes mantener el agua limpia y fresca.

cultivar piña a partir de una corona
Aquí está la corona después de una semana. Puedes ver que se están empezando a formar raíces.

No te asustes si las hojas empiezan a secarse y se vuelven marrones. Esto es normal. Algunas permanecen verdes, otras no.

Si la planta no va a enraizar, la corona puede secarse por completo de repente. Si esto ocurre, prueba con otra piña.

6. Plantar en la mezcla para macetas

cultivar piña a partir de una corona

Después de un mes más o menos, cuando tengas muchas raíces largas y bonitas, planta la corona en una mezcla de maceta adecuada para suculentas y cactus o cualquier buena mezcla de maceta orgánica.

A las plantas de piña no les gusta que les restrinjan las raíces, así que elige una maceta con espacio para crecer.

Durante las siguientes semanas, mantén la planta alejada del sol brillante y asegúrate de que la tierra esté constantemente húmeda pero no demasiado. Es entonces cuando las raíces crecerán en el suelo.

Al cabo de unos dos meses, la planta debería estar bien agarrada a la tierra (lo que indica que ha crecido la raíz) y deberías ver signos de crecimiento de nuevas hojas, procedentes del centro de la planta.

Cuidados de la planta de la piña

cultivar piña a partir de una corona cuidados

Luz

La piña es una planta frutal tropical, por lo que hay que darle mucho sol sin quemar la planta ni secar la tierra.

Hay que tener en cuenta la posibilidad de colocarla al aire libre, cerca de una pared, para que reciba más calor.

También puedes usar luces de cultivo si no tienes sol natural disponible.

Temperatura

Las piñas morirán con temperaturas bajo cero. El crecimiento se detiene por debajo de los 15,5 °C (60 °F) y por encima de los 32 °C (90 °F).

El punto óptimo está justo en el medio: 20-30°C (68°F y 86°F).

Agua

Las piñas son bastante tolerantes a la sequía, pero es muy fácil excederse cuando se cultivan en interiores en un contenedor. Por esta razón, yo mantengo las mías moderadamente húmedas en todo momento.

La sequía también ralentiza o detiene el crecimiento. Las hojas se vuelven de color verde claro, luego amarillas o rojas y se encrespan cuando hay sequía.

No es raro que las puntas de las hojas se vuelvan marrones. He visto que esto ocurre tanto por exceso de riego como por falta del mismo.

Si ocurre, recorta las partes de color marrón con unas tijeras limpias. Si el centro de la planta se vuelve amarillo o marrón, es probable que toda la planta se esté muriendo.

Fertilizante

A medida que la planta crezca, necesitará un abono orgánico equilibrado de liberación lenta (5-5-5 N-P-K) o un producto similar cada seis meses más o menos. Sigue las instrucciones de la etiqueta del producto.

Fructificar o no fructificar, ésa es la cuestión

Las plantas de piña necesitan al menos 2 ó 3 años de maduración antes de que se produzca la floración y la fructificación, así que debes ser paciente.

Si las condiciones de cultivo son óptimas, la planta enviará un tallo que florece y gradualmente produce fruta. Esta suele ser una piña pequeña.

Pero esto puede ser un reto, sobre todo en un clima frío con inviernos largos, a menos que también se proporcionen luces de cultivo.

Algunas plantas de piña de interior nunca florecen ni producen frutos, pero crecen bastante (hasta 1,80 m de altura en interiores).

Otras se quedan bastante pequeñas si los niveles de luz son inferiores a los deseados o la maceta es pequeña.

También puede ser de interés leer: 15 vegetales que puede volver a hacer crecer en agua.

Si has empezado con una maceta pequeña, tu planta de piña crecerá más que su maceta un par de veces y necesitará ser replantada.

Compártelo en las redes:

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

5 × tres =