Cómo sembrar y cultivar Pimiento Morrón orgánicos

Los pimiento morrón (Capsicum annuum) hacen mucho más que añadir color a un huerto, también son una fruta deliciosa, dulce y jugosa que disfrutarás cosechando. El pimiento morrón crecerá muy bien y casi sin ayuda en un lugar cálido y soleado. Aprende cómo cultivar pimiento morrón y los cuidados que necesita para lograr una buena cosecha. Veremos también cómo sembrar pimientos, cuándo cosecharlos y sus cuidados.

cultivar pimiento morrón

Para cultivar pimientos requieren una cierta cantidad de tiempo a temperaturas suficientemente cálidas para dar fruto y producir una buena cosecha.

Por lo tanto, es esencial sembrar lo suficientemente temprano para que las plantas jóvenes tengan tiempo de desarrollarse y disfrutar del sol de verano en el momento adecuado.

Cómo sembrar pimiento morrón

sembrar pimiento morrón

Si quieres cultivar pimiento morrón desde la semilla, puedes plantar las semillas que consigas dentro de los pimientos orgánicos comprados en la tienda. Los viveros y los distribuidores en línea también tienen una amplia selección de diferentes variedades disponibles para su compra.

Requieren de suelos sueltos, livianos y bien drenados, no necesitan gran cantidad de abono, pero puedes agregar compost cuando están formando las flores.

Los pimientos se siembran a finales del otoño, cuanto antes se comiencen a germinar en pequeños recipientes mejor, luego, ya entrada la primavera se corre el riesgo de verlos fructificar sólo a finales del verano y, por lo tanto, es demasiado tarde para que maduren correctamente.

Planta tus semillas en una mezcla para macetas en bandejas para plántulas. Mantén la tierra de la maceta húmeda y coloca las semillas justo debajo de la superficie. Deberías ver germinar las semillas en 10 a 14 días, dependiendo de las condiciones de temperatura.

Las semillas de pimientos germinan de forma óptima a temperaturas de 26 °C. Cuando las semillas germinen y produzcan tres conjuntos de hojas, estarán listas para ser trasplantadas a macetas más grandes o al suelo de la huerta.

¿Cómo se trasplantan los pimientos?

trasplantar pimiento morrón

Asegúrate de que las condiciones del suelo son las adecuadas antes de plantar y espera a que la temperatura ambiente supere los 18°C.

Al plantar en el huerto, asegúrate de separar las plantas al menos 30 cm para que tengan espacio.

Prepara el suelo y añade a la tierra una mezcla nutritiva para macetas y un puñado de compost como enmienda. Tus pimientos no necesitarán ser abonados de inmediato.

Coloca el cepellón en un agujero que cubra las raíces y rellénalo con tierra, pero evita enterrar demasiado el tallo, ya que podría provocar la aparición de podredumbre.

Después de plantar, añade una capa de mantillo sobre el suelo. El mantillo libera nutrientes en el suelo y evita la evaporación. Los pimientos tienen un sistema de raíces poco profundo, y añadir mantillo evita que se sequen en los días más cálidos.

Cosecha y almacenamiento de pimientos

cosechar pimiento morrón

Los pimientos pueden tardar entre 90 y 100 días en alcanzar la madurez, dependiendo de la especie.

Los pimientos estarán maduros cuando obtengan un color rojo, pero puedes cosecharlos verdes o amarillos también, solo cambiará un poco el sabor.

Al cosechar los pimientos de la planta, corta siempre el tallo por encima del fruto. Nunca arranques los pimientos de la planta, ya que puedes causar daños, y las ramas enteras podrían desprenderse de la planta.

Después de cosechar los pimientos, límpialos con agua fresca, sécalos con toallas de papel y guárdalos envueltos en toallas de papel en un tupperware dentro de la nevera.

Si has plantado más tarde en la temporada, tus plantas de pimiento pueden seguir produciendo hasta bien entrado el invierno.

Deja que tus plantas sigan fructificando, y luego desentiérralas y tíralas al final de la temporada de cornada. Dejar las plantas de pimiento en el suelo durante el invierno invita a los patógenos a pasar el invierno en el suelo, contaminando las cosechas del año siguiente.

Los pimientos no se conservan bien en el congelador, y tendrás que consumirlos mientras estén frescos.

¿Cómo se cuidan las plantas de pimientos?

pimiento morrón cuidados

El cuidado de los pimientos es relativamente fácil, y son una buena opción para los jardineros novatos que cultivan su primer huerto.

Requisitos de suelo y temperatura

Los pimientos suelen requerir un suelo cálido y temperaturas de aire cálidas para lograr unas condiciones de crecimiento óptimas.

Si vas a plantar en las regiones frías, cubre las raíces de tus pimientos con plástico negro. Esta estrategia ayuda a mantener las raíces calientes y a retener la humedad en el suelo.

Los pimientos prefieren temperaturas de entre 20 y 32 °C. Las temperaturas nocturnas inferiores a 10 °C ralentizan el crecimiento de las plantas y limitan la fase de floración. Como resultado, tus pimientos no alcanzan su máximo potencial.

Los pimientos prefieren suelos fértiles y arcillosos que drenen bien y ofrezcan muchos nutrientes.

Asegúrate de colocar los pimientos en una zona del huerto que reciba plena luz solar durante todo el día. A estas plantas les encanta tomar el sol, y cuanto más sol tengan, más grandes serán los frutos.

Cómo regar plantas de pimientos

A los pimientos no les gusta que la tierra se seque demasiado. Necesitan un suelo húmedo durante toda la temporada de crecimiento.

Si vives en una región cálida y seca, y no puedes confiar en las lluvias, riega tus pimientos al menos tres o cuatro veces por semana.

Si vives en una región en la que llueve bastante, riega las plantas cuando la tierra empiece a secarse.

Nunca riegues en exceso tus pimientos. El riego excesivo anega la tierra, lo que hace que las raíces se mantengan húmedas. Las raíces húmedas invitan a las plagas y a las enfermedades, y la podredumbre de las raíces puede empezar a desarrollarse, arruinando tus plantas.

¿Es necesario abonar los pimientos?

Si utilizas una mezcla de alta calidad para macetas, no tendrás que fertilizar tus pimientos durante la temporada de crecimiento.

Los pimientos prefieren menos fertilizante, y añadir demasiado durante la temporada resulta en plantas con ramas que crecen demasiado pero dan pocos frutos.

¿Qué plagas y enfermedades afectan a los pimientos?

Los pimientos son susceptibles de sufrir plagas y enfermedades en el jardín. Si vives en un clima lluvioso, tendrás que revisar tus pimientos son unos días de lluvia constante, especialmente si las temperaturas empiezan a bajar.

Las condiciones ambientales frías y húmedas traen enfermedades al huerto, y podrían llegar a tus pimientos.

La podredumbre de las raíces es un problema común en condiciones de humedad y frío, al igual que el tizón de la fitófora, una enfermedad fúngica que provoca el marchitamiento permanente del follaje.

El estrés por humedad también puede provocar el desarrollo de la podredumbre de la flor. Este patógeno se manifiesta como una región oscura en el pimiento. Es habitual que la podredumbre de la flor se produzca por una deficiencia de calcio en el suelo.

A lo largo de la temporada de cultivo, los jardineros deben estar atentos a otras plagas, como los pulgones y los escarabajos pulga. Los gusanos cortadores y los escarabajos pulga también son una preocupación para tus plantas.

Puede ser de interés leer: Sembrar y cultivar Chile jalapeño de manera orgánica.

Si observas que alguna de estas plagas merodea por tus plantas, dale una dosis de aceite de neem para mantenerlas alejadas. Ver: Usos del aceite de Neem para la salud, el hogar y la huerta

Compártelo en las redes:

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.