Cómo cultivar hongos comestibles en casa fácilmente

Los hongos comestibles pueden cultivarse tanto en el exterior como en el interior, en un sótano, garaje o área cubierta del jardín. Es necesario que el espacio sea aireado, y sin corrientes de aire. La temperatura debe ser constante, pero difiere según la especie cultivada. Así que la buena noticia es que este es un cultivo que todo el mundo puede practicar. Llenas de sabor, las setas también son famosas por sus virtudes medicinales. En este artículo te enseñamos los diferentes tipos de hongos comestibles y cómo cultivarlos en casa de manera orgánica y natural. Te mostramos tres métodos para plantar hongos fácilmente.

Resumen de cultivo

  • Exposición: Sombra
  • Tipo de suelo: Rico, ligero
  • Riego: Frecuente
  • Crecimiento: Rápido
  • Virtudes medicinales: antioxidante, regula el colesterol

Especies de Hongos comestibles

Aquí te enseñamos un resumen de los hongos comestibles más comunes y los que se pueden cultivar fácilmente:

  • Champiñón (Agaricus bisporus) – (Agaricus bitorquis)
  • Shiitake (Lentinula)
  • Portobello
  • Setas (Pleurotus)
  • Reishi (Ganoderma)
  • Maitake (Grifola)
  • Cuitlacoche (Ustilago)
  • Bola de nieve (Agaricus arvensis)
  • Champiñón silvestre (Agaricus campestris)
  • Oronja  (Amanita caesarea)
  • Boleto bronceado (Boletus aereus)
  • Boleto reticulado de verano (Boletus aestivalis)
  • Hongo calabaza (Boletus edulis)
  • Rebozuelo (Cantharellus cibarius)
  • Gírgola (Pleurotus ostreatus)

¿Por qué cultivar tus propios hongos?

Para disfrutar de productos frescos, saludables y libres de químicos. Pero también porque los hongos son muy fácil de cultivar, pueden crecer en un sótano o en un garaje.

Bajo en calorías, las setas son ricas en vitaminas, fibra y minerales. Los hongos son muy buenos para nuestra salud.

Pero también ayudan mucho en la huerta con sus propiedades. Alejan insectos indeseados y cuando están cerca de otras plantas ayudan a evitar que estas enfermen.

Cómo cultivar hongos comestibles

Para plantar tus propios hongos, el primer paso es obtener micelio. Esto se refiere a la parte vegetativa de los hongos. Disponible en los centros de jardinería, viene en forma de filamentos, que se desarrollarán hasta que den lugar a los hongos. Para ello, el micelio debe colocarse en el entorno adecuado: sustrato o planta huésped.

Para cultivar hongos puedes usar un cajón de madera que debes llenar parcialmente con abono. Luego haz pequeños agujeros que llenas con micelio. La caja debe mantenerse en un ambiente entre 18°C y 20°C, sin luz solar directa, o incluso en una habitación oscura.

Rocía con agua dos veces al día. Notarás que el micelio se extenderá gradualmente. Cubre toda la zona con 2 cm de turba y humedece una vez al día. Unas semanas después, los primeros hongos pueden ser cosechados.

¿Cómo cultivar hongos con granos de café?

Necesitas crear un sustrato de micelio, que puedes hacer con los granos de café. Mézclalo con virutas de madera. Luego, se necesita el material para crear la humedad necesaria para que los hongos crezcan: sugerimos poner este sustrato en una bolsa microperforada.

Pon la bolsa en la oscuridad para dejarla incubar, luego crea un choque térmico dejándola toda la noche en el refrigerador.

Finalmente, abre la bolsa para que los hongos respiren y rocíalos con un poco de agua todos los días. El crecimiento entonces tomará alrededor de una quincena.

Cultivar hongos con un kit de cultivo

Puedes cultivar hongos comestibles usado un kit de cultivo. Entre las variedades más comunes se encuentran el champiñón blanco o marrón y el shiitake, un hongo asiático apreciado por sus propiedades medicinales y su sabor.

Disponible en centros de jardinería y en muchas tiendas en línea, el kit suele consistir en una caja, un paquete de micelio y una tierra de cobertura. Simplemente humedece la tierra y espárcela sobre el micelio.

También puede ser de interés leer: Cultiva Maní o Cacahuate de manera orgánica.

Deja la caja expuesta al calor durante unos días y luego colócala en un lugar oscuro y más fresco, como el sótano o el garaje. ¡Unos días más y tendrás tu primera cosecha de hongos!

La fruta varía según el tipo de hongo cultivado, sin embargo, el kit le permite cosechar varias veces durante un período de hasta varios meses.

Cuidado de los hongos

Los hongos una vez cultivados no requieren grandes cuidados. Asegurate de proporcionarles agua, el sustrato debe estar siempre húmedo, sobre todo en los primeros días de cultivo. Recuerda también dejarlos a la sombra en un lugar protegido.

Comparte en las redes:

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *