La Roya (óxido), cómo prevenir y curar este hongo de las plantas

Muy fácilmente detectable, La Roya es una enfermedad causada por un hongo que a menudo afecta a las plantas, tanto en un jardín ornamental como en la huerta. Aparecen manchas marrones o negras y con un color óxido en las hojas de las plantas. En este artículo aprenderemos qué es la roya, como curar y prevenir la roya en nuestras plantas y cultivos orgánicos y también veremos los métodos naturales para eliminar a la roya de nuestras plantas.

¿Qué es La Roya u óxido?

La palabra roya abarca varias enfermedades de las plantas que tienen como denominador común la aparición de manchas amarillas-naranjas en las hojas afectadas. Estos son en realidad hongos microscópicos.

Cuando la enfermedad se desarrolla en una planta, los hongos emiten entonces esporas que se transmiten a otras plantas por simple contacto. También pueden ser transportados por el viento. La enfermedad puede entonces propagarse rápidamente dentro de un solo jardín.

Estas enfermedades a menudo comienzan en la primavera y continúan hasta finales del verano, pero pueden ocurrir durante todo el año. En el invierno y el clima frío almacenan las esporas, que son muy resistentes a estas condiciones climáticas. La humedad y el riego excesivo de las hojas fomentan el desarrollo de la oxidación

¿Qué plantas son afectadas por La Roya?

El óxido puede afectar tanto a las plantas de interior como de exterior. La mayoría de las plantas y árboles pueden verse afectados por la roya. Una de las plantas más afectadas por esta enfermedad es el rosal. Las verduras y los arbustos también se ven afectados por esta enfermedad. Estos incluyen puerros, cereales, grosellas, membrillo, etc…

¿Cuáles son los síntomas de La Roya?

El óxido es una enfermedad muy fácil de detectar. Aparecen manchas circulares amarillas o naranjas en las hojas. Si volteas las hojas, también notarás pequeñas pústulas de color beige, marrón o naranja, que están presentes en gran número.

El aspecto de las manchas puede ser diferente dependiendo de la planta. Las hojas afectadas sintetizan entonces menos bien la clorofila y se caen. Esto debilita la planta.

¿Cómo se puede tratar eficazmente La Roya?

La roya no es una enfermedad muy grave, pero puede causar la pérdida de todas las hojas de la planta. Cuando notes la aparición de óxido en tus plantaciones, hay algunos pasos sencillos a seguir:

Debes quitar todas las hojas afectadas así como las del suelo porque la enfermedad se estanca en los restos de la planta. Entonces quema las hojas o toda la planta si está realmente demasiado infectada.

La forma más efectiva de controlar la roya es aplicar un fungicida a la planta. La mezcla de Burdeos o también llamado Caldo Bordelés es uno de los tratamientos más comunes usados por los jardineros. Aquí te dejamos un enlace para que puedas aprender a hacer caldo bordelés y cómo aplicarlo.

También puedes usar purín de ortiga o de cola de caballo para eliminar el hongo. Aquí puedes aprender a Cómo hacer y aplicar purín de ortiga y en este otro enlace Cómo hacer y aplicar purín de cola de caballo.

¿Cómo evitar la formación de La Roya?

Elige plantas resistentes y perfectamente adaptadas al clima, si optas por las plantas de exterior. Esto es especialmente cierto en regiones con un clima húmedo, ya que la humedad es un factor en el desarrollo de la enfermedad.

Como decíamos recién, la humedad es el primer problema para la aparición de la roya, si tus plantas son de interior no riegues el follaje, solo hazlo directamente en la tierra de la maceta, sobre todo en días húmedos, ahora si el clima es muy cálido y seco puedes regar un poco el follaje pero no demasiado.

También puede ser de interés leer: Cómo hacer un fungicida casero para las plantas.

No dudes en vigilar de cerca tus plantaciones para poder actuar ante los primeros signos de la enfermedad. Esto evitará que la roya se extienda a otras plantas.

Al plantar, evita el hacinamiento de tus plantas, deja un pequeño espacio entre cada planta para que el aire circule y no prolifere la aparición de hongos como la roya.

También recuerda limpiar tus herramientas y desinfectarlas después de cada uso. Puedes usar lejía (hipoclorito de sodio), que es un excelente fungicida.

Comparte en las redes:

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *