Sembrar y cultivar Espárragos de manera orgánica

El espárrago (Asparagus officinalis) es una planta perenne que si se cuida bien puede dar cosechas por muchos años, se puede sembrar desde semilla o cultivar a partir de garras. Blanco, púrpura o verde, el espárrago es una delicia primaveral que no hay que perderse. Considerado durante mucho tiempo un producto de lujo, ahora es mucho más asequible. En este artículo veremos cómo cultivar espárragos de manera orgánica, cómo sembrar desde semillas y todos los cuidados necesarios para conseguir una cosecha muy productiva.

cultivar espárragos

Resumen

  • Nombre botánico: Asparagus officinalis
  • Familia: Asparagaceae
  • Tipo de planta: Vegetal, perenne
  • Altura: 80 a 150 cm
  • Exposición: Soleado
  • Suelo: Ligero, bien drenado
  • Cosecha: En primavera y verano, cuando los brotes salen de la tierra.

¿Dónde cultivar espárragos?

Dos o tres plantas son suficientes para una familia promedio. Sus tallos de 1,5 m de altura y su delicado y aireado follaje verde dan volumen y una atractiva textura visual. Si quieres cultivar varias docenas, es mejor crear tu propio huerto de espárragos o compartir un cuadrado del huerto con el ruibarbo, otro vegetal perenne. Lo importante es que el espacio su cultivo sea lo suficientemente grande.

El espárrago prefiere el pleno sol, pero puede acomodarse a una sombra ligera. Debido a sus largas raíces, crece mejor en un suelo ligero, drenado y arenoso. No dudes en enriquecerlo con una gran cantidad de abono o compost bien descompuesto.

Un buen drenaje es esencial; si tu jardín está ubicado en una depresión levanta el área de plantación o si el suelo es arcilloso agrega un poco de arena y materia orgánica.

Cómo sembrar semillas de espárragos

Para sembrar espárragos primero remoja las semillas en agua durante 48 horas, luego ponlas en tierra a principios de la primavera a una profundidad de 1cm, cúbrelas con tierra y riega con abundante agua cuidando de no encharcar el lugar, asegúrate de que el suelo siempre se mantenga húmedo durante la etapa de crecimiento. La germinación es lenta y esporádica, demoran entre 10 y 24 días en crecer los primeros brotes.

Realiza la siembra en macetas grandes ya que se debe esperar hasta el próximo otoño para poder trasplantar los espárragos a su lugar de cultivo definitivo. En el otoño, las plántulas son lo suficientemente grandes para ser trasplantadas a su ubicación final.

La mayoría de los jardineros prefieren plantar garras en vez de sembrar semillas. Están disponibles en los centros de jardinería, normalmente en primavera. La calidad de las plantas producidas y una cosecha más temprana puede compensar su mayor precio.

Cultivar espárragos mediante garras

Para cultivar espárragos mediante garras cava agujeros individuales o una zanja (dependiendo del número de plantas que tengas) de 30 cm de profundidad. Forma un pequeño montículo de tierra de unos 10-12 cm de altura en el centro y colocar la garra de manera que las raíces se dirijan por todo el montículo.

La punta de la garra debe tener unos 15 cm de profundidad. No llenes el agujero o la zanja inmediatamente, primero añade suficiente tierra para cubrir la punta de 3 a 5 cm. Luego, poco a poco, llena el agujero a medida que los brotes van creciendo.

En una fila, espacia las plantas a una distancia de 30 a 45 cm. Deja la misma cantidad de espacio entre las filas para los cultivos cuadrados y hasta 75 cm para los cultivos en hilera.

Cuidado de los espárragos

Presta atención a las “malezas” que crecen a su alrededor, debes quitarlas regularmente para que no invadan a los espárragos. La maleza daña fácilmente las raíces. Para evitar esta tarea, es mejor cubrir el suelo con 8 a 10 cm de mantillo orgánico. Para obtener mejores resultados, no dejes ningún espacio sin cubrir alrededor de cada planta.

Los espárragos requieren de fertilización tres veces al año, en la primavera (antes de la cosecha), a mediados del verano y a principios del otoño, con un fertilizante orgánico de liberación lenta más rico en nitrógeno que en fósforo y potasio.

Aunque el espárrago es tolerante a la sequía, sigue siendo más productivo en un suelo ligeramente húmedo, y se debe regar de dos a tres veces por semana en un clima seco y caluroso.

Cómo cosechar espárragos

cosechar espárragos

La cosecha de espárragos comienza a mediados de primavera y continúa durante 4 a 8 semanas hasta principios de verano. En el primer año, recoge sólo tres o cuatro brotes para permitir que la planta se fortifique. En los años siguientes, cosecha los que tengan más de 1,5 cm de diámetro y deja crecer los demás.

Dobla las plantas al suelo en otoño o a principios de la primavera para que los nuevos brotes sean más accesibles y den a la planta de espárragos un aspecto limpio.

Los brotes se cosechan cuando alcanzan una altura de 15 a 20 cm y los brotes están todavía bien cerrados. Para quitarlos, sostén el brote en una mano y córtalo a unos 2 cm del suelo con un cuchillo afilado. Cuando llegue el momento de comerlos, rompe la base de los tallos para conservar sólo la parte comestible.

Una cosecha de verano es posible si tienes muchas plantas. Elige una o dos que sean particularmente vigorosas. Luego, dobla la planta hasta el suelo, entonces producirá docenas de brotes gruesos.

Deja de cosechar cuando tengan menos de 1,5 cm de diámetro. Un espárrago sano proporcionará una cosecha de verano durante una década o más.

Consejos de almacenamiento

Cuando están frescos, los espárragos pueden ser almacenados en el refrigerador por unas semanas. Sumerge la base de los brotes en 3 a 5 cm en agua fría. Después de escurrirlos, guárdalos en posición vertical, envueltos en plástico, en la parte más fría del refrigerador.

También se pueden almacenar en la parte más fría del refrigerador, de pie en unos pocos centímetros de agua, sin ser envueltos. Si has cosechado muchos espárragos puedes congelarlos para conservarlos por mucho más tiempo.

Plagas y enfermedades de los espárragos

El espárrago no es muy susceptible al ataque de insectos y enfermedades, pero la podredumbre de las raíces puede ocurrir en suelos mal drenados o demasiado ácidos. La planta se pudre en la base. La mejor solución es elevar el área de plantación y corregir el pH del suelo cada dos o tres años.

Además, los áfidos y los escarabajos pulgones pueden controlarse rociando jabón negro diluido cada tres días, según sea necesario.

Asociación de los espárragos

Como se describe en nuestro artículo sobre la rotación de cultivos, el perejil promueve el vigor y la productividad de los espárragos, mientras que el tomate repele los escarabajos. Planta estas dos cerca de tus espárragos.

Puede ser de interés leer también: Cómo sembrar y cultivar Alcachofas de manera orgánica.

Espárragos blancos

Ahora tienes todo lo que necesitas para cultivar espárragos durante muchos años. Por cierto, ¿sabías que no hay variedad de espárragos blancos? Para obtener algunos, sólo hay que privar a los brotes de luz, cubriéndose con una campana o un túnel opaco. Esta protección debe ser eliminada después de la cosecha, porque sin ninguna luz, las plantas morirán.

Compártelo en las redes:

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

error: